Alimentación del Labrador Retriever

El Labrador Retriever es un perro muy activo y de complexión robusta, por lo que su alimentación debe aportarle los nutrientes necesarios para una excelente calidad de vida. Con una dieta completa y equilibrada, podemos proporcionar a nuestro Labrador la nutrición que su volumen y fuerza física requieren. A lo largo de la vida del labrador, sus necesidades nutricionales cambian. Por eso debemos adaptar la dieta del labrador a las diferentes etapas de su vida. Además, como veremos más adelante, los perros de esta raza están predispuestos a ciertas patologías, por lo que es vital que la alimentación del labrador esté especialmente formulada para adaptarse a las características individuales de cada perro.

¿Qué tipo de alimentación necesita un Labrador?

La calidad de la alimentación afecta al brillo del pelaje de nuestro perro, a su comportamiento e incluso a la consistencia de sus heces. Por eso es necesario ofrecer un alimento para perros labradores completo y equilibrado, pero que también se adapte a las características únicas de nuestro Labrador Retriever.

alimentación labrador retriever

¿Cómo debe ser la comida de un cachorro de Labrador?

Durante el primer año de vida, la dieta que reciba tu cachorro de Labrador será crucial para que se convierta en un Labrador Retriever plenamente desarrollado física y cognitivamente. El mejor alimento para un cachorro de labrador de más de 2 meses es un alimento seco e individual a base de ingredientes naturales. Por lo tanto, para garantizar un crecimiento y desarrollo óptimos, debemos elegir el mejor alimento para los cachorros de labrador.

Además, durante los primeros meses de vida, tu peludo necesita aprender buenos hábitos alimenticios. Tenemos que entrenar a nuestro perro Labrador para que coma la porción adecuada de comida para cachorros de labrador y no darle comida casera. Si hacemos una dieta basada en el mejor pienso para cachorros de labrador, evitaremos problemas como el sobrepeso en el futuro.

En cuanto a la nutrición, los cachorros tienen una necesidad energética mayor que los adultos, por lo que su dieta debe ser más calórica. Esto no significa que podamos alimentarlo sin controlar la cantidad de comida para cachorros de Labrador que tu pequeño necesita cada día. La sobrealimentación puede provocar graves problemas articulares debido al sobrepeso o al crecimiento excesivo.

Además de las calorías del alimento, debemos proporcionar a nuestro cachorro la cantidad óptima de minerales. Para garantizar un crecimiento adecuado de los huesos y prevenir futuros problemas, debemos asegurarnos de que la comida para Labradores Retriever que le damos a nuestro cachorro contiene calcio y fósforo en la proporción correcta.

¿Qué hay que dar de comer a un Labrador adulto?

El Labrador Retriever es una raza grande con un sistema musculoesquelético fuerte. Por eso es importante que la comida para Labradores adultos que le deis a vuestro peludo cubra sus necesidades de proteínas. Sin embargo, no sólo debemos garantizar un porcentaje adecuado de proteínas, sino también una digestibilidad óptima de las mismas y una composición de aminoácidos.

La densidad energética de un perro adulto suele ser menor que la de un cachorro, por lo que el aporte calórico diario que debe recibir nuestro labrador debe adaptarse a sus necesidades para evitar problemas de sobrepeso. Una de las principales fuentes de energía son los hidratos de carbono. En los alimentos para perros labradores, éstos pueden proceder de cereales (en cuyo caso hay que asegurarse de que se digieren de forma óptima) o de tubérculos y legumbres (son las llamadas dietas «sin grano»).

Los labradores tienen un pelaje muy grueso: hay que recordar que esta raza es originaria de Canadá. Para mantener un pelaje brillante es importante que los alimentos para perros adultos contengan ácidos grasos y vitaminas como la biotina y la vitamina E.

Algunos labradores están predispuestos a desarrollar anomalías articulares (como la displasia de cadera o la displasia de codo), que suelen manifestarse con cojera, dificultad para tumbarse o levantarse y dolor o molestias a la palpación. Es importante que acudas al veterinario si notas alguno de estos síntomas. Con una dieta para perros con problemas articulares podemos ayudar a frenar el desgaste del cartílago articular.

¿Qué hay que darle de comer a un Labrador viejo?

Las necesidades nutricionales del Labrador Retriever cambian con los años. Debido a su voracidad y metabolismo, los labradores tienden a tener sobrepeso, especialmente a una edad más avanzada, cuando son menos activos. Para evitar la degeneración acelerada de sus articulaciones (que se desgastan de forma natural con el paso del tiempo), debes mantener el peso del labrador bajo control con una dieta adecuada.

La comida para perros mayores debe ser rica en vitaminas y antioxidantes. Estos elementos ayudan a retrasar el deterioro de las articulaciones de nuestro Labrador. También desempeñan un papel clave en la prevención de la disfunción cognitiva, un trastorno mental que puede afectar a los perros geriátricos debido al deterioro del sistema nervioso.

¿Cuál es el mejor alimento para un Labrador Retriever?

La mejor alimentación para un Labrador Retriever es la que se adapta a sus necesidades individuales, en función de factores como la edad, el peso, la condición corporal y las patologías.

¿Cuánta comida necesita un labrador?

La cantidad de comida que necesita cada labrador varía y depende del estilo de vida, la condición corporal y el ejercicio diario que realice el perro, entre otros factores.

Sigue estos consejos para conseguir una vida más saludable y duradera de tu Labrador Retriever, una de las razas más populares en el mundo.

También te puede interesar:

Compártelo en las redes socialesShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest